Los problemas de falta de respeto en las generaciones jóvenes se vuelven más frecuentes y más serios con el paso de los años. Al parecer de alguna manera, hemos dejado de dar importancia a valores inmutables que determinan no sólo una buena educación sino que también aseguran un mejor desarrollo de la sociedad.

Sentada durante la cena en su casa en Oceanside, Laura, una adolescente de 15 años está de muy mal humor. De repente se para bruscamente, le da un grito a su padre y un manotazo a su hermano menor. Luego dice una grosería, sale disparada hacia su habitación y da un portazo a su puerta.

Su familia permanece en silencio con una desagradable sensación de malestar.

¿Qué provocó esta situación?

Laura estaba cenando junto con su familia y ella no tolera los ruidos que su hermano hace al tomar la bebida y mucho menos aun que su padre coma con la boca abierta.

Analicemos más detenidamente esta situación. ¿Quién tiene el poder en esta casa? ¿Cómo están organizados los roles y las jerarquías? ¿Tiene derecho una hija a faltar el respeto a su padre y criticarle sus modales?

Es permisible que los hijos decidan cuando retirarse de la mesa sin pedir permiso? ¿Es tolerable que los hijos usen groserías en presencia de sus padres? ¿Qué estamos permitiendo y cómo estamos hablando en casa?

Recetas para la vida®
www.recetasparalavida.com

Haz que tu hijo te respete

Ingredientes:

  • 1 frasco de roles y jerarquías claras
  • 1 taza de disciplina y límites
  • 1 lata de responsabilidad
  • 2 tazas de respeto mutuo
  • 3 cucharadas valores
  • 2 ramitas de comunicación

Condimentos: Sensibilidad, empatía, humildad

Nota: Esta receta trae armonía, tranquilidad y un hogar emocionalmente nutritivo

Modo de Preparación:

  1. Ser padres es un regalo único e insustituible. No se debe nunca confundir con ser amigos de los hijos para que ellos nos “quieran más.” Se deben respetar las jerarquías, tu hijo no es tu igual. Oriéntalo de acuerdo a lo que es bueno y saludable para él y no te dejes llevar por lo que él quiere.
  2. La disciplina con amor, límites y buena comunicación ayuda a criar hijos respetuosos y responsables. Esto contribuye a una mejor relación familiar y prepara a los hijos para que puedan lanzarse a la vida.
  3. Cada uno es responsable de educar a sus niños. No se puede pretender que la escuela y otras instituciones se hagan cargo de las funciones que les corresponden a los padres. La educación de los hijos comienza el día que nacen. Si bien ser padres no es una tarea fácil es un privilegio y un reto con satisfacciones inimaginables

“El mejor regalo para los hijos es enseñarles a respetar y a respetarse a sí mismos”.

No hay comentarios

Agregar comentario

A fin de garantizar un intercambio de opiniones respetuoso e interesante, Hispanopolis se reserva el derecho a eliminar todos aquellos comentarios que puedan ser considerados difamatorios, vejatorios, insultantes, injuriantes o contrarios a las leyes a estas condiciones. Los comentarios no reflejan la opinión de Hispanopolis, sino la de los internautas, y son ellos los únicos responsables de las opiniones vertidas. No se admitirán comentarios con contenido racista, sexista, homófobo, discriminatorio por identidad de género o que insulten a las personas por su nacionalidad, sexo, religión, edad o cualquier tipo de discapacidad física o mental.


Artículo anteriorSé tu mejor amigo
Artículo siguienteAmor sin barreras
Prestigiosa columnista internacional en más de 10 periódicos y revistas que se publican y distribuyen desde Nueva York hasta Argentina Con su famosa columna Recetas para la Vida©. Ganadora por tres años consecutivos del premio de excelencia en periodismo del San Diego Journal Club.