Igual que lo han proclamado no pocos dictadores a lo largo de la historia, el presidente mexicano se asume como depositario de la voz y la voluntad del pueblo; como poseedor de la razón y la verdad del Estado y, sobre todo, como la encarnación de la patria.

Por eso, todo aquel que disiente de López Obrador, que cuestiona sus decisiones y critica sus dislates es señalado, por el propio presidente, como traidor al pueblo, al Estado y a la patria.

Dicho de otro modo: aquel que se atreve a disentir de las ideas, las decisiones y las acciones del mandatario mexicano, no sólo es un opositor a López, sino un traidor a todo lo que imagina, dice o cree representar.

Por eso, todos los días desde Palacio apunta su dedo flamígero –lo más parecido al dedo divino–, contra periodistas, intelectuales y políticos, a los que fustiga ante la turba para “que sean crucificados” en la moderna plaza pública: los medios y las redes.

Sin embargo, una revisión elemental del gobierno de AMLO en los casi 41 meses de gestión revela que el verdadero traidor a México y a los mexicanos se llama López Obrador.

Y las pruebas son contundentes.

1.- López Obrador traiciona todos los días la y las leyes que juró respetar y hacer respetar.

2.- Y el mejor ejemplo de esa traición es que contra la letra del Artículo 61 de la Carta Magna, López fustiga a diputados y senadores que rechazaron su inconstitucional Reforma Eléctrica, a los que llama “traidores a la patria”.

3.- Pero existen traiciones mayores; a diario traiciona a los pobres, a quienes prometió prioridad y cuyo número crece de manera escandalosa a causa de las políticas fallidas de AMLO.

4.- Traicionó su palabra de que México crecería entre 4 y 6 por ciento, que la gasolina costaría 10 pesos y que bajaría el precio de la energía eléctrica.

5.- Traiciona a los que menos tienen cuando la inflación en los primeros meses del 2022 es la más alta en los últimos 25 años, lo que se ha convertido en el impuesto más caro para los pobres.

6.- Traiciona a quienes le dieron el voto a partir de la promesa de que crearía el mayor número de empleos.

7.- Traicionó su promesa de que no habría mayor endeudamiento, cuando hoy la deuda externa de México es la más alta de la historia.

8.- Traicionó la confianza de millones que creyeron que acabaría con la . Hoy México es uno de los cinco países más corruptos del mundo y su gobierno está entre los más corruptos de la historia.

9.- Traicionó a millones de mexicanos que viven un impensable desabasto de medicinas y a miles de niños que han muertos por la falta de quimios y de otros fármacos.

10.- Traicionó a millones de ciudadanos que creyeron que el sistema de salud mexicano sería igual al de Dinamarca. Hoy el mexicano es uno de los peores sistemas sanitarios del mundo y el IMSS y el ISSSTE viven el peor colapso de la historia.

11.- Traicionó a la sociedad toda con uno de los peores manejos de la pandemia en el mundo; tragedia que arrojó casi un millón de vidas pérdidas, entre muertos por Covid-19 y muertos en exceso.

12.- Traicionó a millones de trabajadores de la salud; México ocupa el primer lugar mundial en muerte médicos y enfermeras por Covid-19.

13 Traicionó la educación y a millones de niños y jóvenes cuyo futuro será incierto por la deficiente educación en manos de una criminal confesa.

14.- Traicionó a la sociedad entera, que hoy vive “con el Jesús en la boca” ante la violencia sin freno, que ya ha costado 130 mil vidas, miles de desaparecidos, desplazados y víctimas de feminicidio.

15.- Traicionó a millones de ciudadanos que creyeron que acabarían las masacres: hoy se contabilizan más 600 masacres en 41 meses de gobierno.

16.- Traicionó a la democracia mexicana, la misma que lo llevó al poder, ya que a diario atenta contra el INE y contra todo el sistema electoral mexicano.

17.- Traicionó al Estado todo al destruir la División de Poderes, pilar fundamental de la democracia y contrapeso esencial para la rendición de cuentas.

18.- Traiciona a diario a todos los mexicanos, a los que miente de manera pública y flagrante –dice en promedio 60 mentiras al día–, al extremo de que ha formulado por lo menos 80 mil afirmaciones falsas en casi 41 meses de gestión.

19.- Traicionó la promesa de que “ni un periodista muerto” y en su gobierno se han cometido el mayor número de ataques mortales a comunicadores.

20.- Traicionó libertades fundamentales en democracia, como la de expresión, ya que desde Palacio impone a los medios una grosera censura que ha desempleado a decenas de críticos.

21.- Traicionó las exigencias mínimas de rendición de cuentas, ya que en 41 meses han sido ocultado, solapados y desechados todos los escándalos de corrupción en su gobierno y su familia.

22.- Traicionó la obligación de todo jefe de Estado y de gobierno de combatir a las bandas criminales y de proteger la vida y los bienes de los ciudadanos.

23.- Traición que hoy es visible con el surgimiento de narcogobiernos, narcocandidatos y narcopolíticos.

24.- Traicionó a los mexicanos todos al dejarlos abandonados a su suerte, ya que la estrategia de “abrazos y no balazos”, no es más que una complicidad del Estado mexicano con los barones del crimen.

25.- Traicionó a las mujeres todas, que junto con los niños son los sectores más abandonados y más afectados por la violencia, el crimen y la cancelación de programas sociales enfocados a los sectores más vulnerables.

26.- Traicionó el principio democrático de un gobierno civil, al entregarle a los sectores castrenses por lo menos 30 actividades reservadas a los civiles.

27.- Traicionó la confianza ciudadana cuando destruyó el NAIM y los fideicomisos, con el cuento de que eran focos de corrupción, la cual nunca fue comprobada.

28 Traicionó la confianza ciudadana cuando prometió que en el Tren Maya, no derribaría un solo árbol; hoy se comete uno de los mayores ecocidios en las selvas del sureste mexicano.

29.- Traicionó la confianza ciudadana de que “no habrá gobierno rico y pueblo pobre”, ya que la familia presidencial y toda la claque oficial son más ricos que nunca y los mexicanos más pobres que nunca.

30.- Y, por si fuera poco, López Obrador amenaza con la mayor traición a la patria y a la democracia toda; con una grosera reforma electoral sobre la que fincará su dictadura.

Sí, López Obrador es el mayor traidor a México y a los mexicanos.

Al tiempo.