El mes del amor es el momento perfecto para hablar de bodas y no hay mejor opción que Baja California, destino romántico por naturaleza por su variedad de actividades para las parejas. El clima mediterráneo, la gastronomía, los valles y sus increíbles atardeceres, han colocado a esta región en la tendencia para celebrar bodas o reafirmar votos.

El Valle de Guadalupe, en Ensenada es la zona por excelencia para llevar a cabo estas actividades, sin embargo también Rosarito y Tecate ofrecen una variada oferta para este nicho. Con el paso del tiempo y la demanda para este tipo de celebraciones, los hoteleros, restauranteros y vitivinicultores de la región han perfeccionado sus servicios en el Sector Romance, incluyendo y destacando lo mejor del Estado como sus increíbles atardeceres, la exquisita gastronomía y las actividades de aventura, esparcimiento y relajación.

Casarse en Baja California sin duda deja una huella imborrable en la memoria de quienes lo hacen y de sus acompañantes. Recepciones en viñedos, desierto, playas, dunas, bosque, ranchos y espacios cosmopolitas, son la oferta natural que hay en Baja California, las temáticas son variadas, pueden ser clásica, elegante, boho chic, rustic, chic, country chic, green weddings, wine country o simplemente fusionar varios conceptos porque el mejor lugar para hacerlo es en esta región.

Por mencionar algunos lugares donde casarse sería una gran idea, podríamos destacar los viñedos de Valle de Guadalupe con sus cavas y escenarios naturales únicos; la privacidad y fantasía de los ranchos orgánicos en el Pueblo Mágico de Tecate, o la tradición y gastronomía de Rosarito con su maravillosa vista al mar. Otra buena idea es planear una ceremonia en alguna de las playas de la costa de Rosarito, Ensenada o si se es muy aventurado, en la Lobera de San Quintín. Además el amable clima mediterráneo de la península californiana es un plus que se debe tomar en cuenta.

Otro importante aliciente para celebrar una boda en Baja California, es la gastronomía, cocina fusión tipo mediterránea con productos locales frescos; la oferta culinaria de la región es hoy por hoy, una de las más destacadas e innovadoras del país, y por ello es que cada rancho o vinícola tiene en su haber a un o una destacada chef, quienes adaptarán el menú deseado con base en productos locales y recién llegados de la granja o del mar, principalmente. Cabe destacar que en Ensenada hay un importante movimiento cervecero y en Valle de Guadalupe son los expertos en México para hacer vino tinto, blanco o rosado.

El hospedaje tampoco será un impedimento, existen un sinfín de facilidades de alojamiento en hoteles, glampings y resort de lujo. Muchos de estos sitios ofrecen diversos servicios de restaurantes, spas, campos de golf o recorridos en lancha al mar, paseos a caballo, camello o bicicleta, así como tours a las Rutas del Vino, la Bufadora, la Rumorosa o a la zona de la langosta en Puerto Nuevo. También te podrás hospedar en habitaciones mágicas como burbujas con vista al manto estelar, cuartos de hoteles endémicos en la cima de una montaña, cabañas rodeadas de campos de flores y paisajes únicos, casas de campaña de lujo y vagones de tren adaptados con camas King size y jacuzzi.

Geográficamente también es importante destacar que cruzar a Estados Unidos para alargar la experiencia completa de California, es un importante atractivo para los miles de turistas que año con año visitan la región. Por estos detalles y muchos otros más, es que el estado de Baja California se ha convertido en el sitio ideal para casarse o llevar a cabo una ceremonia nupcial o una luna de miel, y gracias a sus bondades naturales y turísticas, es uno de los destinos preferidos para las bodas y el Turismo de Romance.